«La mujer africana quiere avanzar sin dejar a nadie atrás»

La profesora de Ética y Filosofía Política de la Universidad de Strathmore (Kenia), Antoinette Kankindi, ha recibido el Premio Harambee 2017 a la Promoción e Igualdad de la Mujer Africana por su proyecto 'African Women Leadership', una iniciativa con la que pretende “desvelar el liderazgo” de las mujeres de su propio continente "sin dejar a nadie atrás".

Iniciativas

Enlace relacionado Ecos del Premio Harambee 2017 a la Promoción e Igualdad de la Mujer Africana, Antoinette Kankindi

La esencia de este programa dirigido desde África a las mujeres de África es “reducir la desigualdad, fomentando la igualdad de oportunidades, y consiguiendo más autonomía económica para que las jóvenes de Kenia no sigan saliendo de su país y llenando las filas de Inmigración de otros países occidentales”.

Tradición y desafíos del siglo XXI

Con formación teórica y práctica, Kankindi prepara a mujeres africanas de entre 24 y 35 años para que sean capaces de liderar su familia, sus empresas y la sociedad “aunando sus valores tradicionales con los desafíos del siglo XXI”. El programa de capacitación que desarrolla se orienta a la preparación íntegra de sus alumnas y su cualificación para ejercer con más peso su responsabilidad pública.

El African Women Leadership pretende unir las sociedades rurales y urbanas a través de la consolidación del empleo digno para las jóvenes de Kenia

Además, el African Women Leadership pretende unir las sociedades rurales y urbanas a través de la consolidación del empleo digno para las jóvenes de Kenia, animando el emprendimiento y reforzando con su formación su liderazgo familiar y social.

En concreto, el proyecto ofrece recursos para que las jóvenes participantes puedan diseñar pequeñas y medianas empresas que mejoren los medios de vida sostenibles para otras mujeres. Esta manera de luchar contra la pobreza y la marginalidad de las africanas desde África es la esencia del proyecto reconocida por Harambee, que pretende impulsar desde el propio continente iniciativas que colaboren a dignificar la calidad de vida de las sociedades africanas, empezando por la de sus mujeres, “auténtico motor de África”.


Educación y vocación social

Kankindi ha agradecido la solidaridad del mundo con el continente negro, pero como líder intelectual de una revolución social autóctona, ha señalado que “lo que verdaderamente nos ayuda es el acceso de la mujer a la educación” y el desarrollo de iniciativas que confirmen, por la vía práctica, el potencial del liderazgo femenino para el futuro de sus habitantes.

El proyecto ofrece recursos para que las jóvenes participantes puedan diseñar pequeñas y medianas empresas que mejoren los medios de vida sostenibles para otras mujeres

La filósofa congoleña ha destacado que “la mujer es la guardiana de los valores sociales africanos, que se traspasan de generación en generación, y también es la responsable de que esos valores los respeten y los vivan adecuadamente los hombres”.

Kankindi ha subrayado que el avance del papel de la mujer en las sociedades africanas es compatible con mantener sus principios de convivencia. En este sentido, ha señalado que su prioridad con el desarrollo de este proyecto es “impedir que las mujeres a las que formamos para su bien y el bien de nuestra sociedad no se encierren en el individualismo liberal, que es una novedad en los países africanos que se extiende con mucha rapidez”.

Kankindi ha subrayado que el avance del papel de la mujer en las sociedades africanas es compatible con mantener sus principios de convivencia

El Premio Harambee 2017 está patrocinado por los laboratorios René Furterer, una firma farmacéutica con vocación solidaria que busca el talento de la tradición africana más auténtica y fomenta acuerdos de colaboración que favorecen un trabajo más digno, especialmente de la mujer, ofreciendo recursos y negocio para el desarrollo autóctono de las sociedades africanas.

Fotos: Álvaro García Fuentes.